viernes, 4 de junio de 2010

Dry Martini



El glamour ha entrado en mi vida.
Ahora sólo tengo que encontrar la manera de sobrevivir a él.


5 comentarios:

Sr. Anónimo dijo...

Sabes que, aunque ya no hago ruido, te sigo ad mirando. Menos a menudo pero más intensamente. Últimamente, creo que necesito un manual de instrucciones para entender tu blog.


P.S. Voy a cambiarme el nombre, Sr.Anónimo ya no me parece tan chulo. ¿Qué te parece Nimo? Es anónimo pero menos, como más confiable, ¿no crees?
La verdad, es que nunca fui bueno poniendo nombres, no sé si me entiendes.

(No he podido evitar decir la tontería antes de despedirme, sigo en mi línea ;)



Buen fin de semana.

Bicho dijo...

Guau, "admirar"... creo que es un término demasiado grande para mi.

Me he planteado hacer un diccionario de términos bichoblogueros; pero en realidad no creo que tuviese mucho mercado ^^

Nimo es un anónimo aaaalgo pequeñiitooo (uuuooo uuuoooo uoooo) allgooo chiquititooooo (uuuooo uooo uooo) XD

Ainss, lo siento, ha sido culpa del calor...

Belinda dijo...

Con quién te andas juntando???

Huy, de aquí a Sex at the City y los Cosmolitan hay un paso, mmmm.......

Un besoooooote!!!!

Belinda dijo...

Quería decir CosmoPOlitan....

Sorry, es la edad...

Bicho dijo...

Pos mira Bel, por Sex at the City no voy pasar porque básicamente no soporto la cara de Sarah Jessica Parker... pero a un Cosmopolitan yo no le diría que no, jejeje!

Lo dicho, estoy infectada de glamour, Lástima que no me llegue para unos Blahnik XD